Header Ads

Los zombies de Jeffrey (Fragmento de la novela Tremor [Liga de la Justicia Ediciones 2013-14] de Daniel Rojas Pachas)




- Los zombies de Jeffrey - Qué hay con eso... "I carried it too far, that's for sure," dijo Dahmer a la policía explicando su frustrada búsqueda de un total y  completo esclavo tipo zombie que estaría siempre allí para él. Luego agregó "I was not into torture. This was not a hate thing. This thing had no racism. This was not a homosexual thing."

-por qué mi hermano, por qué él -
-Me había gustado como bailaba- Lamento haberle  estrangulado, sucede que buscaba un nuevo método para
conservar el cráneo y el cuerpo, pero el experimento no
funcionó, así que tuve que destruirlo.

Ni siquiera el propio Dahmer comprendía porque disfrutaba tanto matando

Dahmer's explanations for why his monstrous killings were not sadistic:

"The drugging [was done] to satisfy his sexual need for a
not fully cooperative partner."

"The drilling enterprise...was not sadistic...it was a
realistic attempt to disable, but not to kill...."

"The killing was the unintended consequence of the
drilling...the taking-of-life issue...."

"Death was an unintended by-product of his efforts to
create a zombie."

"Dismembering was a disposal problem...."

"The disemboweling. . . [was] the most efficient way of
handling all the remains, which only served an administrative function."

Jeffrey nunca se definió como un loco, la gente incluso lo
describía como un tipo afable, "folksy".

Cuando subió al estrado a declarar parecía un hombre normal y a las personas les agradaba verlo, prueba de ello es el juicio, al lado de la corte se llevaba a cabo una convención de automovilismo, la gente iba a recoger los souvenirs, bolsos con chucherías y luego partían en familia, atropellándose tan solo para escucharlo, algunos dirán era morbo, es seguro, pero a muchos de ellos les agradaba el tipo... sin embargo - La confesión de Jeffrey le delató.

Contó que una de las víctimas le había gustado de verdad
...así que le había fileteado el corazón y lo había congelado, también había guardado sus biceps
...dijo que se había comido el muslo de este sujeto pero que estaba tan duro que casi no podía masticarlo
...por eso se compró un ablandador de carne y lo usó con el bíceps

-Su padre escuchaba sin poder dar crédito-.

Jeffrey sólo quería un cuerpo inerte, que mantuviese aún
calor, un cuerpo sin voluntad con el cual pudiese retozar.
Un cuerpo como el del corredor que quiso atacar en su juventud, asaltarlo en el bosque cerca de la carretera para dejarlo inconsciente y poder tener algo del cálido abrazo de su...

Las reacciones de los familiares de las víctimas de Jeffrey
cuando el juez les permitió hablar son desgarradoras...
Una mujer negra grita llorando: Jeffrey, te odio, hijo de
puta! Te odio! - No me jodas, Jeffrey, yo te mato!!! y se
lanza contra él, Jeffrey está sentado junto al defensor público y está vestido con esos overoles naranjas de la prisión, la mujer arremete, lanza patadas, escupe, pero Dahmer no se mueve, ni pestañea... por esos muchos dudaron sin mentía cuando dijo sus primeras palabras en público

-Me siento muy mal por lo que les he hecho a esas pobres
familias... y entiendo que tienen derecho a odiarme. He visto sus lágrimas y su pudiera daría mi vida ahora mismo para devolverles a sus seres queridos. De verdad lo siento muchísimo... ojalá hubiera una manera de librarme para siempre de estos pensamientos y sensaciones...

¿Qué pasó con Jeffrey?


-Murió a manos de Cristo, un recluso negro que le aplastó la cabeza en el gimnasio... su testamento pedía que lo quemaran y que una parte de sus cenizas fuera entregada a su padre y la otra a mamá, no quería una placa o una tumba, ni un funeral, sólo pedía ser olvidado. Desaparecer de la tierra, erradicado.






Con la tecnología de Blogger.